domingo, 11 abril 2021
- Publicidad -

El Papa concede el título de basílica menor al Santuario del Cristo de Urda

El Papa Francisco ha concedido el título de Basílica Menor a la iglesia del Santuario Diocesano de Nuestro Señor Jesucristo de la Vera Cruz, en Urda (Toledo), que se convierte así en la tercera de la Archidiócesis que cuenta con este reconocimiento, junto a la de la Virgen de Guadalupe (Cáceres) y la de Nuestra Señora del Prado de Talavera de la Reina, y en la primera dedicada a un Cristo.

Así lo ha subrayado el arzobispo de Toledo, Francisco Cerro, en la rueda de prensa telemática que ha ofrecido este viernes, junto al vicario general de la Archidiócesis, Francisco Cesár García Magán, y el párroco de la iglesia de Urda, Alberto Rugeles, para dar a conocer esta noticia, que ha calificado como “un auténtico motivo de gozo y alegría para toda la iglesia toledana”, al ser el Cristo de la Vera Cruz “tan querido y conocido y su devoción extendida por tantos lugares de España y del mundo”.

Monseñor Cerro ha explicado en su intervención la génesis de la concesión de este título, que solicitó a través de una carta a la Congregación de Culto Divino y Disciplina de Sacramentos de la Santa Sede su antecesor en el cargo, Braulio Rodríguez, el 18 de diciembre de 2019 y que ahora, poco más de un año después, concretamente el 2 de febrero de 2021, se ha materializado en un decreto de la Santa Sede.

El arzobispo ha explicado que este decreto “trata de intensificar el vínculo con la Iglesia de Roma y con el Santo Padre, además de promover su ejemplaridad como centro particular de acción litúrgica en la Diócesis”, y que, junto a los derechos que implica este título, hay también unos compromisos y deberes de carácter litúrgico pastoral que tienen que ser observados.

“Tradición constante”

Por su parte, el vicario general ha explicado que el título de basílica menor se concede a iglesias de especial significación litúrgica o pastoral y supone también “un vínculo especial con la Iglesia de Roma y su pontífice”, algo que, según García Magán, “es una tradición constante” en la Archidiócesis de Toledo, ya que los arzobispos primados de Toledo a lo largo de la historia han mantenido siempre “esa especial comunión y de fidelidad a quien en cada momento ocupa la sede romana, en este caso el Papa Francisco”.

Por su parte, el párroco de la ya nueva basílica ha agradecido al Santo Padre “la delicadeza” que ha tenido con la Archidiócesis de Toledo al conceder este título a la Iglesia del Cristo de la Vera Cruz, con más de 400 años de historia, y ha recordado que otro signo del amor filial de la iglesia de Roma por este santuario fue la declaración el 13 de octubre de 1994 de un jubileo extraordinario.

“Es un regalo para toda la Iglesia de Toledo”, ha señalado Alberto Rugeles, quien ha resaltado que, a partir de ahora, La Mancha toledana tiene en Urda “un hospital de campaña” y ha confiado en que la buena noticia llegue a los miles de peregrinos que, año tras año, “hacen el camino hasta ese santuario, del que ahora nos sentimos aún más orgullosos”.

A preguntas de los periodistas, el arzobispo de Toledo ha confirmado la intención de celebrar un acto solemne en Urda, “no dentro de mucho”, para conmemorar esta efemérides, para lo que se buscará “el momento más idóneo”, ha puntualizado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad