lunes, 21 septiembre 2020

Casi todos los aspirantes a ingresar en la academia de Talarn se examinan en Toledo

Academia de Infanteria de Toledo.

La mayoría de los aspirantes a ingresar en la Academia General Básica de Suboficiales (AGBS) de Talarn (Lleida) pasará el examen en Toledo, después de que varios alcaldes de la comarca leridana del Pallars Jussà expresaran su preocupación por la eventualidad de nuevos brotes de Covid-19 con la llegada de más de un millar de candidatos a la zona.

Según ha explicado el subdelegado del Gobierno en Lleida, José Crespín, en un principio eran 1.200 los aspirantes que tenían previsto desplazarse a Talarn, pero el Ministerio de Defensa ha decidido que serán sólo 350 los aspirantes que, desde este martes, realicen en Talarn las pruebas de acceso a la Academia de Suboficiales.

Crespín ha asegurado que ante “la preocupación manifestada por diversos representantes institucionales de la Conca de Tremp y atendiendo a los últimos datos epidemiológicos”, Defensa ha decidido derivar al resto de aspirantes a la Academia de Toledo.

El subdelegado del Gobierno ha asegurado que se trata de una “decisión no deseada que ha sido reclamada por diversos ayuntamientos” y ha recalcado que “la comarca del Pallars Jussà y la Academia han tenido fuertes vínculos desde hace muchos años y por ello la Academia no se entiende sin el Pallars, y el Pallars no se explica sin la Academia”.

Crespín se reunió este lunes con el alcalde Talarn, Àlex García, que le expresó la “angustia y preocupación” de los diferentes sectores de la zona, por lo que el subdelegado se comprometió a “seguir trabajando para continuar aportando vida a los municipios del Pallars”.

Desmentido

Por su parte, la alcaldesa de Tremp, Maria Pilar Cases, ha emitido un comunicado en el que desmiente que la justificación de la decisión de Defensa sea una consecuencia de “la presión de los alcaldes” de la zona.

La edil explica que, al enterarse de la llegada de 1.200 aspirantes y que solo 300 de ellos se hospedarían en la Academia, se pusieron en contacto con el coronel responsable para hacerle saber que no estaban de acuerdo en “cómo se habían hecho las cosas”.

Cases asegura que tendrían que haber tenido en cuenta a las administraciones y a los agentes de salud del territorio, ya que la llegada de aspirantes este año se produciría en un contexto diferente al de otros años a causa de la pandemia del coronavirus.

“En ningún caso nos oponemos a que se lleve a cabo una actividad que lleva 47 años realizándose y que sabemos que es muy beneficiosa económicamente para la comarca”, ha apuntado.

Por ello, ha recalcado por último que “si lo han hecho, no ha sido por la presión de palabra de los alcaldes de la comarca o por las asociaciones que se oponen, que quede claro”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -